El Exorcista en El Club de los Cinéfilos Muertos.

El-Club-de-los-Cinéfilos-Muertos-El-Exorcista

El Exorcista en El Club de los Cinéfilos Muertos.

El Exorcista en El Club de los Cinéfilos Muertos. Junto con La Profecía, es la gran película de terror de los 70. Consiguió la gran hazaña de ser la primera película de terror nominada al Oscar a Mejor Película. Un total de 10 nominaciones de las cuales se llevó dos premios: Mejor Guión Adaptado y Mejor Sonido.

Un guión escrito por el mismo autor de la exitosa novela en la que se basó, William Peter Blatty. Tanto novela como película no dejaron indiferente a nadie y generaron cierta controversia por los temas mostrados.

La película mostraba al demonio como nunca antes se había visto en el cine, a través de la mirada de una niña, una inolvidable Linda Blair. El demonio se adentra en la pequeña Regan después de jugar con una ouija. Es trabajo del Padre Karras y el Padre Merrin expulsar al demonio del cuerpo de la niña.

Estamos ante una película que cambió para siempre la forma de filmar terror.

Estamos ante una película que cambió para siempre la forma de filmar terror. Una forma de hacer que llega hasta nuestros días con ejemplos como Hereditary o Expediente Warren. El director, William Friedkin se ahorró los sobresaltos típicos del género en la medida de lo posible a cambio de una atmósfera inquieta mucho antes de que la presencia del demonio empiece a hacer sus estragos.

Hábilmente concentró el terror en la habitación de la niña, que cuenta con un diseño de color completamente diferente al resto de la casa y que complementa el deterioro de Regan. Es especialmente reseñable el mimo por el detalle, como pueden ser esos perros peleando al principio nada más desenterrar una misteriosa estatua como señal de mal augurio o los momentos concretos en los que el espectador se preguntará si ha visto o no una cara en el fondo de la imagen.

Llena de momentos terroríficos y absolutamente memorables.

Llena de momentos terroríficos y absolutamente memorables, fue tal el impacto que años después, en el 2000, se estrenó un Corte del Director. Una versión con todas las escenas censuradas antaño, incluida la famosísima escena en la que Regan baja las escaleras como si fuera una araña y vomita sangre.

Debido al paso del tiempo y al cambio en la sociedad, esta versión fue recibida con más risas que sustos, pero ciertamente es la forma definitiva de disfrutar de este clásico del terror.

El Exorcista cuenta con varias secuelas y hasta una serie de televisión.

El Exorcista 2: El Hereje, fue dirigida por John Boorman, un director que confesó que no le gustó nada la primera parte. A la vista está, ya que el rumbo que toma la secuela es totalmente diferente. A pesar de los viajes alucinógenos a través de la mente y de contar de nuevo con Linda Blair como protagonista, no gustó mucho entre el gran público.

El Exorcista 3, esta vez dirigida por el propio William Peter Blatty, se acerca mucho más a la atmósfera y tono de la primera. Pese a tener ciertas secuencias cuestionables, como un inicio cómico no intencionado, una vez el miedo vuelve a concentrarse en un espacio cerrado, esta vez en una celda, la película mejora enteros. Se trata de la auténtica secuela de El Exorcista.

Con Rubén Pascual Tardío y Guillermos Lanchares.

Compartir:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*